Con Ánimo de Lucro. Pero ¿Para cuándo?

Hace un tiempo, después de que alguien publicara en el grupo de Facebook SMrevolution (Grupo de Profesionales de Social Media) uno de los artículos interesantes de Diana Campos en el que se incluía un hangout de “Hangout-On” sobre Facebook en el que participábamos, la propia Diana, Iciar Silvestre y yo mismo sobre ‘¿Debe estar mi negocio en Facebook?’, un buen colega “Ramenofis Sexto” al que estoy deseando conocer personalmente, hizo un comentario que considero clave:

“Un lloro/ lamento sobre la situación de las comunidades (Mkt digital) en los que unos no paran aportar contenido de calidad y curado… (caso del post) y otros que directamente se dedican a sacarle partido

Y la lanzo punto de vista de Loco Visionario con el vicio de intentar anticipar tendencias del futuro…. y que no sabe que hacer con su vida online y con los contenidos que puede creear
Tengo serias dudas de que el Karma internautico os devuelva las curradas de Curación de Contenido de calidad y novedoso que hacéis xD

¿Cómo se rentabilizara alguna vez, ya sea en satisfacción personal, marca personal, reputación el currarse estas guías que requieren tanto “coste de oportunidad”?”

Hechas las presentaciones, esta cuestión+comentario+pregunta es una de las bases de la “nueva economía”. Es la parte que más cuesta de entender, utilizar, y aprovechar en España principalmente (aunque en todos los sitios cuecen habas). Voy a tratar de explicar algo que es “jarto difícil” de decir con palabras y no con hechos, así que también me ayudaré de ejemplos.

Internet es el escaparate del mundo entero, millones y millones de personas, siempre se ha dicho desde que se empezó a utilizar por las empresas y por las personas. A partir de ahí la mayoría lo utilizamos en su momento en base a nuestra experiencia vital de aquella época (ayer :P). Es decir, bombardear siempre en un sentido de la comunicación (una dirección tiene dos sentidos, ida y vuelta) con publicidad de producto o servicio.

Decimos, decíamos, que nuestro producto es el mejor, que nuestro servicio es el más completo y profesional. ¿Alguna diferencia con “antes” de internet? Cero pelotero.

Es decir, me tengo que creer que tu producto o servicio es el mejor porque tú lo digas. Pues p’a eso se lo pido al comercial que me viene de puerta fría que me dice lo mismo, pero si es mentira lo tengo cerquica para darle una colleja.

Resultado:

  • Un escaparate que muchos ven (millones potencialmente), pero nadie entra.
  • Millones de potenciales clientes, pero millones de empresas de la competencia
  • Saturación del consumidor.

Pero todo esto ya estamos cansados de leerlo por muchos blogs (aunque muchos sigan sin creérselo o se aparente una cosa por postureo y luego hagamos otra). Como este blog es especial, vamos a intentar aportar algo más de valor.

¿Quiénes son los que están “triunfando”?

Los que dan algo más que autobombo. Los que crean en el usuario una experiencia. La que sea. Unas veces son experiencias emocionales (gratis), unas veces es formación (gratis), otras veces es ayuda (gratis), y un largo etc.

Y aquí voy a contestar a mi querido amigo Ramenofis y a todos los que piensan que eso es una pérdida de tiempo.

Estas acciones pueden producir dos cosas en el destinatario del mensaje. Del aporte la competencia y o el cliente…

  1. Se aprovecha de ello sin ningún interés en devolver “el favor”, ni ahora ni en el futuro.Desde luego, hay mucho de eso. Sí. Pero pensar que lo hacen la mayoría es el error que todos cometen o hemos cometido. Desde luego nuestras experiencias pasadas nos preceden y nos hacen tener una idea de la sociedad, pero es en base a un reducido círculo de conexiones, físicas hasta ahora.
  2. Se aprovecha de ello (para eso se hace) con el interés de agradecer “el favor” en la mejor manera que le sea posible. Estas maneras son muchísimas: compartirlo entre sus conocidos (promoción gratuita), guardarlo en su pc para posibles compras o contrataciones futuras, conseguir atraer su atención produce que se apunte para mantenerse al día de lo que hagamos en el futuro. Estos últimos sin decir que son mayoría, son posibilidades reales de: venta, promoción, contactos profesionales, colaboraciones beneficiosas para ambas partes y un largo etc y que conforme se va realizando, va creciendo exponencialmente.

Pero claro, esto no son ventas, contrataciones a corto plazo. ¡Ah! ¿Que no os han explicado que el Marketing On Line (y el Offline) no son ventas directas si no promoción de largo recorrido? (Aunque también engloba la publicidad directa, que sí que es enfocada a corto plazo, pero de eso ya hemos hablado que aunque existe no lo es todo, y hoy mucho menos)

El otro día hablando con un empresario le propuse hacer tutoriales dirigidos a sus clientes potenciales y público en general para mejorar el mantenimiento y alargar la vida de los productos que vende. Me tomó por loco.

“¡Pero si yo lo que quiero es que se estropee cuanto antes para que me lo vuelvan a comprar!”

En ese momento le trasladé al lado contrario. ¿Contratarías a este profesional de las reformas si te hiciera falta uno?: Canal del videos de “Un manitas para todo

¿Comprarías pan a este panadero en su tienda?

Son sólo dos ejemplos. Pero si nos ponemos en el lugar del cliente (cosa muy rara, ¿verdad?, es más fácil hacer lo que creemos que hacen los demás que conocemos a pesar de ver que no funciona) entenderemos muchas cosas y desaprenderemos lo que hace “daño” a nuestro criterio propio.

Desde luego, mi amigo dijo que sí, sin dudarlo. Aun así se quedó con la duda de que su caso es “especial” (¿Os suena? :P).

¿Por qué les compraríamos o contrataríamos a estos ejemplos?

Aunque nos enseñen como hacerlo nosotros mismos, la mayoría de sus clientes potenciales no cuentan con herramientas, experiencia y pericia. Algunos puede que si se lo hagan ellos mismos, por capacidad económica no pueden contratar un fontanero, o no tienen cerca una panadería de esa franquicia, sin embargo o se les queda guardado en la cabeza, o hablan de ello a sus amigos (virtuales y reales), etc. Un porcentaje muy bajo de los interesados no realizan alguna acción con lo que han recibido. Compensa, y mucho. Clientes directos o promoción gratuita.

Además, una de los miedos para no contratar, principalmente servicios, ya sea de fontanería, diseño web, o de Social Media es el miedo a que no puedes comprobar la profesionalidad de los mismos de forma previa. Con esto, tienes el 60% de la confianza ganada, pero has de demostrar y no sólo hablar de forma “políticamente correcta”, el postureo se ve a la legua.

Pero estamos en un blog de Social Media. Hablemos de nuestros hangouts, este propio artículo o todos los que existen que enseñan a cómo hacer cosicas.

En primer lugar nos da visibilidad, aparecemos en buscadores, se comparten en redes sociales, se suscriben a nuevos contenidos, etc. y eso, cuando no coincide que están buscando nuestros servicios justo en ese mismo momento y solicitan presupuesto sin pensarlo dos veces.

Y ahora sí, a la pregunta de Ramenofis: Nuestra competencia se va a aprovechar de ello. Cierto, la no coo-petencia, la competencia de vende-humos, los del copy-paste lo harán. Pero el público objetivo, nuestro cliente, el serio, el de verdad, el que nos conviene, verá el plumero del pavo real antes o después. Aparte, si no tienen las suficientes “luces” para crear su propio contenido o experiencia para poner en práctica lo que les enseñamos en estos contenidos no les servirá de nada ya que tampoco tiene la suficientes luces para adaptarlo con criterio propio. Y ahí estaremos nosotros.  Las ventajas que enumerábamos antes superan con creces a estos inconvenientes.

Pero cuidado, un fallo que veo mucho es que el ansia por conseguir esa visibilidad nos hace enfocar nuestros artículos, videos, hangouts, etc a un público que no es cliente, a nuestros colegas de profesión, que sí, mola mogollón muchos RTs, y muchos me gusta, y muchas comparticiones, pero entre personas del sector no llega a nuestros clientes. Muchos, de hecho la mayoría, ni siquiera tiene en sus perfiles un enlace a una tarjeta de visita virtual, o incluso una web para que los clientes puedan ver diferentes formas de contactar, y eso que la mayoría tenéis hechas esas tarjetas virtuales, ya sea about.me, Vizify o Xeeme entre otras.

Haceros mirar eso, porque es la principal causa de que ese esfuerzo no valga para nada, no existirá retorno de inversión nunca, a menos que queráis dedicaros a dar conferencias sobre lo que han escrito otros, sin experiencia real con clientes y aplicaciones prácticas.

Muchos ya están aportando a su público, hay que destacar además que lo difundido debe ser de calidad (que no la decides tú, ojo, si no los demás. El concepto de calidad no es el mismo en un profesional de tu sector, que el de en un cliente).

Por ejemplo, hace no mucho leí un artículo en un periódico de gran tirada de una persona de gran renombre en el sector. En sus círculos profesionales todo el mundo alababa el artículo: “fantástico, genial, maravilloso, te has vuelto a lucir,…”. Sin embargo el público real de ese medio lo ponía a parir en los comentarios con unas lindezas que no estoy dispuesto a enumerar, pero, resumiendo, el artículo estaba fuera de la realidad empresarial.

Resumiendo, tenemos un negocio con ánimo de lucro, creamos y compartimos contenidos gratis y hacemos cosas que no parecen hechas para ganar dineros, pero sin embargo resultan positivos para nuestra cuenta de resultados. ¿Para cuándo? Eso ya depende de ti, de si lo que haces lo diriges correctamente, en los canales adecuados, a los contactos que les interesa (como ejemplo, las solicitudes de “me gusta” en Facebook) y con la calidad que se espera. Puede ser para dentro de un mes, seis meses, un año, siete o nunca.

Un saludo,

Julio
http://xeeme.com/julio_aliaga

 

Fuente imagen destacada: Pinterest de OKSofas

20 años de experiencia en la mejora de la competitividad de las empresas mediante la aplicación y coordinación de de técnicas de mejora de procesos, de marketing interno y externo, de equipos, creatividad, imagen corporativa, y formación …

Fundador y CEO de Verescreer, con servicios de Diseño Web, Marketing Estratégico On Line y en Social Media e Imagen Corporativa.

Estaremos encantados de escuchar lo que piensas

Deje una respuesta